Sofá de Cuero


Los sofás de cuero no pasan de moda. Desde siempre han tenido gran aceptación, debido a su belleza y al poco espacio que ocupan. Tener una butaca de cuero puede dar un toque de distinción a nuestra estancia. Ya sea junto a sillones de varias plazas en un salón, o como elemento de descanso auxiliar en despachos o habitaciones, el sofá de cuero es una opción de diseño siempre acertada.

Sofá de cuero barato

Los sofás de cuero siempre fueron un elemento de exclusividad por su precio. De hecho los sofás de cuero natural siguen siendo algo más caros que los de cuero sintético, pero no cabe duda que es posible encontrar sofás de cuero baratos, gracias a la gran cantidad de competencia que hay entre los productores de sofás.

Sofá de cuero natural

El sofá de cuero natural es una inversión, ya que pueden a llegar a durar varias generaciones. A pesar de ello hay que tener en cuenta que su coste es mayor que los de cuero sintético y que conllevan ciertos cuidados mínimos, especialmente en ambientes muy húmedos o demasiado secos.

Sofá de cuero sintético

Los sofás de cuero sintético son una opción a tener en cuenta. Sus calidades son altísimas (nada que ver con los antiguos “plásticos” que se utilizaban para tapizarlos). Además el concenciamiento global sobre el uso de animales para la confección de los sofás de cuero natural han convertido a los sofás de cuero sintético en la opción preferida por muchos.